Bar Tomate

Tenía ganas de volver al Bar Tomate, el primer restaurante del Grupo Tragaluz abierto en Madrid.

Lo primero que observé, es que han actualizado la carta. Lo segundo, que las cantidades de los platos son mejores. La anterior vez me parecieron escasas, dificultando el compartir los platos.

El local es muy bonito, me gusta la zona de la barra, es fantástica para tomar algo al salir del trabajo, o picar algo rápido si estás por esa zona.

bartomate_up02-02

Fuimos sin reserva, nos dieron mesa al instante pero nos avisaron de que a las diez tenían otra reserva. El personal es atento, pero nos quitaban los platos demasiado rápido, imagino que para asegurarse que no estorbábamos cuando llegase la siguiente mesa.

Fue lo más incómodo de la cena. Me pone nerviosa que se lleven el plato, cuando aún queda comida en él, y no tengan el detalle al menos de preguntar. También pasa con las salsas.

Elegimos tres platos, todo para compartir:

Salmón marinado con mayonesa de wasabi y aguacate

Viene en dados, el marinado no sabe mucho. Para mejorar el sabor, es conveniente mezclar todos los ingredientes del plato.

image2 (1)

GOURMETEO

– Steak tartar con helado de wasabi vuelta y vuelta 

Le faltaba, a mi gusto, un poco de picante. Al mezclarlo con el helado, mejoraba. De acompañamiento ponen patatas fritas.

image3 (1)

GOURMETEO

Pizza de espinacas, gorgonzola, aceituna y aceite de nuez

Muy buena, con un sabor a nuez ¡delicioso!

Los postres no me parecían muy novedosos, y no pedimos.Me gustó más su carta de cocktails. ¿Tendrán Happy Hour?

Nos dio pena no pedir algo con trufa, ya que pasaban platos con un olor estupendo.

Lo bueno, su amplio horario y su horno de leña.

Lo malo, el interés en doblar mesas, además de no tener actualizada la carta en su página web,

Para reservar, puedes hacerlo por teléfono o mediante Restalo: https://www.restalo.es/widget/reservation/index/id/93029

Anuncios